• Parte de la Policia Local se niega a participar de la bolsa de trabajos extras para cubrir los servicios.

    Dos tercios del operativo de seguridad encargado de vigilar ayer el transcurrir de las cabalgatas de los Reyes Magos en el municipio de Vélez Málaga fueron Vigilantes de Seguridad y voluntarios de Protección Civil. El motivo fue la negativa de prácticamente la mitad de la plantilla de la Policía Local a participar en la bolsa de trabajos extraordinarios que utiliza desde el Ayuntamiento para cubrir los servicios de celebraciones como Navidades, ferias, carnavales, etc... De los más de 70 agentes que han venido formando dicha bolsa, medio centenar se ha borrado como medida de presión para exigir al equipo de gobierno que lleve a cabo de una vez por todas la valoración de puestos de trabajo, una antigua demanda de los sindicatos policiales.

    Dado la baja cantidad de personal que integran la bolsa de trabajo, el Ayuntamiento se ha visto obligado a recurrir a empresas de seguridad privada con el fin de garantizar la seguridad en algunos de los principales actos de estas fiestas.

    Según fuentes de la Policía Local, la seguridad de las cabalgatas corrió a cargo de 24 agentes y 35 vigilantes, además de los voluntarios de Protección Civil, los cuales actuaron bajo la coordinación de los policías. Los vigilantes se encargaron de impedir el acceso de vehículos y peatones en el itinerario de las cabalgatas y de acompañar a las mismas para impedir que los menores pudieran sufrir algún percance.

    La nueva Ley de Seguridad Privada permite el uso de vigilantes privados en los acontecimientos culturales, deportivos o en cualquier otro evento de relevancia social que se desarrolle en las vías o espacios públicos o de uso común en coordinación con la Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

Archivos Adjuntos